Cinta de pelo sobre la frente

Cinta de pelo sobre la frente

A pesar de que los vestidos ibicencos son una apuesta segura cada verano, a muchas mujeres les cuesta combinar un vestido ibicenco por falta de complementos. Ya os hemos comentado que los capazos o los sombreros de paja son complementos muy prácticos para los vestidos, pero si necesitáis un detalle para un evento donde queréis lucir más que guapas os queremos dar una nueva idea: una cinta en la frente.

Si sois amantes del look hippie, sin duda llevar una cinta sobre la frente se trata de una estupenda solución. Un toque muy desenfadado y que puede combinar de múltiples maneras con tu vestido. De hecho, las opciones son múltiples: cuerdas, cintas de pedrería al estilo indio, pañuelos de colores o cintas de encaje. En el caso de que optes por una cinta de color, has de tener en cuenta tanto el color de tu cabello como el del maquillaje que vas a usar, en especial la sombra de ojos, que también deberá combinar con tu color de ojos, obviamente.

conta en la frente

Cinta de encaje blanco sobre la frente

En la imagen, se ve una cinta de encaje blanco. Se trata de una de las cintas más favorecedoras y que siempre combinarán con tu vestido blanco. Se trata de un look tan desenfadado como elegante, por lo que es perfecto para conjuntos tan importantes como un vestido de novia ibicenco.

Usando la cinta de pelo conseguirás no sólo un look hippie muy atractivo, además solucionarás otro problema: ¿Qué peinado me puedo hacer?  ¿Qué peinado me favorece más con un vestido ibicenco? La cinta en la frente se lleva con el pelo suelto, recogido hacia atrás con la opción de tener el flequillo sobre la frente.

Capazo, el bolso de moda

Capazo, el bolso de moda

El capazo es un bolso tradicional muy usado en Ibiza en la época en la que la agricultura era el motor de la isla. Después de muchas décadas, el capazo ibicenco sigue estando en auge y sigue siendo muy funcional, aunque ahora también se trata de un complemento de moda.

Los capazos ibicencos (llamados en Ibiza sanalló) generalmente hechos a partir de materiales naturales (mimbre, junco…) son unos bolsos de gran capacidad, con dos asas cortas generalmente del mismo material o de cuero. Su sencillez y su estilo mediterráneo han acabado por convencer a mujeres y hombres que lo usan para cualquier ocasión.

Es normal ver a gente con la toalla, la botella de agua, las palas y el bronceador en su capazo camino hacia la playa. También para ir a dar un paseo a media tarde o para tomar algo durante la tarde.

capazo

Un capazo es perfecto para ir a la playa

Los capazos ibicencos combinan perfectamente con todo tipo de ropa, y especialmente con los vestidos ibicencos.

capazoEl modelo se ha mantenido intacto durante años y no ha sido hasta hace poco que los diseñadores se han puesto manos a la obra para crear capazos con colores, dibujos o lentejuelas. Personalmente, nos convence más el modelo tradicional, mucho más rústico, más bonito y más fácilmente combinable. El único elemento innovador que es realmente interesante en un capazo ibicenco es la inclusión de una cremallera, que evita caidas de los artículos que transportemos en él y ahuyenta a posibles ladrones.

Aunque hay muchos lugares donde poder comprarlos, en el puerto de Ibiza hay algunas tiendas tradicionales donde conseguir los capazos ibicencos auténticos desde hace más de 50 años. Es por eso que los capazos se asocian a un estilo hippie.

Tal como podemos ver en la imagen, con una capazo conseguimos un look muy veraniego, perfecto para ir a la playa. Por supuesto, lo podemos combinar no sólo con vestidos ibicencos, si no con ropa más casual, como una camiseta manga corta y unos shorts tejanos.

 

Complementos para vestidos ibicencos

Los vestidos ibicencos generalmente son monocromáticos, de un color plano. Llevar un vestido totalmente de color blanco puede ser señal de sencillez y elegancia, pero los complementos son el punto de contraste que embellecen el conjunto.

Muchas veces un vestido bonito desluce por no tener ningún complemento. O lo que es peor, por llevar los complementos que no combinan.